A veces las máquinas también se ponen tercas y hoy el ordenador de la seño estaba enfadado, hasta que no lo he convencido de que hay que trabajar no se ha puesto en marcha. Ya tenéis las tareas de hoy martes en el blog. Un abrazo